Publicado el: lun, Abr 9th, 2018

Cristal Marie fue a terapia para bajar de peso

Concluir una mala relación siempre tendrá mejores resultados, y Cristal Marie lo ha experimentado.

Y es que luego de su último disco “Mala compañía” (2014) en donde la artista drena la ruptura de una relación amorosa de muchos años y practica el alejamiento total de amistades tóxicas, la intérprete se ha reinventado, no solo en la música sino también físicamente.

Actualmente trabaja en un nuevo disco en el que busca su propia identidad musical, hurgando en sus raíces y en el que, además, se aleja por completo del romance, pero sin dejar de lado su amor por el pop y el soul.

Físicamente Cristal también se ha transformado y ha bajado de peso de forma tal que de usar talla 12 ahora sus prendas son talla 2. Un cambio que asegura le ha favorecido no solo por su imagen, sino más bien por su salud, ya que llegó a ser diagnosticada con obesidad tipo uno.

La joven, que en estos momentos reside en Nueva York y trabaja en su nueva producción, se muestra totalmente sincera, y cuenta sin remordimientos el proceso que vivió para llegar a esta nueva etapa de su vida, en la que se siente realmente feliz.

Relata que estuvo viviendo una vida sin complicaciones hasta los 23 años, y que de ser extremadamente delgada sin proponérselo subió de peso de una manera extraordinaria. “A partir de ahí empezó todo. Cuando grababa el disco “Mala compañía” me miraba al espejo y me preguntaba cómo llegué aquí. La verdad es que uno no planifica llegar a un peso extremo. Luego aprendí a conocer lo que me estaba provocando ese sobrepeso; tuve que ir a terapia, conversarlo y empezar a conocer por qué me habían ocurrido todos estos cambios”.

“Decidí ser feliz”

Cristal Marie cuenta que se dio permiso para ser feliz. Así que para su nuevo disco grabó un tema con Maffio, que se titula “Estoy feliz”. “Decidí darme el permiso de ser feliz y eso involucró un proceso de lo que sería una reinvención de mi imagen, de mi sonido y de lo que viene, que es a lo que he estado dedicándome en estos últimos años”, dijo la artista, que recientemente tuvo una estupenda actuación junto a Andrea Bocelli en Hard Rock Hotel, de Punta Cana.

La también actriz reconoce que perder peso no es fabuloso y que no es una “chulería” ir al gimnasio.

“Todo eso es muy difícil, pero me miraba al espejo y no me reconocía.

Sentía que había perdido mi identidad y antes de poder recobrarme a mí misma de espíritu, tenía que recuperar mi cuerpo”, revela.

Sobre El Autor

- Lic. en Comunicación Social

sonomaster publicidad abajo

Interactúa con tu comentario

Elpoder.com.do No acepta comentarios inmorales, difamatorios, degradantes, ofensivos e injuriosos por respeto a nuestros colaboradores
y lectores. Respetamos la diversidad de raza, simpatía política, religiosa, orientación sexual u otra índole que atente la moral de las personas.
Trabajamos con objetividad y criterio de responsabilidad, respetando la libertad de expresión de nuestros lectores, apegados al libre acceso
a la información pública.