Publicado el: Mie, Ene 18th, 2017

Dirigió licitación de Punta Catalina y es miembro Consejo del Grupo Estrella

image_content_7753607_20170117234119El proceso de licitación de las plantas a carbón de Punta Catalina lo habría dirigido el asesor de la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), Rodolfo Cabello, quien, además, es parte del Consejo de Administración del grupo Estrella, una de las beneficiarias del contrato para la ejecución de ese proyecto, junto a la constructora brasileña Norberto Odebrecht y la empresa italiana Tecnimont.

En junio del 2013, en informaciones ofrecidas a la prensa nacional por la CDEEE, se destaca que el proceso de licitación de las plantas era dirigido por el consultor internacional Rodolfo Cabello, y que tenía el soporte de varias firmas consultoras norteamericanas.

En enero del 2014, antes de que se aprobara el contrato para la Construcción de las Plantas a Carbón de Punta Catalina, el vicepresidente ejecutivo de la CDEEE, Rubén Bichara, acudió a una entrevista a un medio de comunicación, en compañía, entre otras personas, de su asesor, Rodolfo Cabello.

El asesor, que mantiene en su perfil del Linkedin como cargo actual el de “Asesor vicepresidente ejecutivo at CDEEE”, el que ocupa desde febrero del 2011, es parte del Consejo de Administración del grupo empresarial Estrella, con la posición de vocal, como se puede ver en los enlaces, ahora rotos, de la página web de la empresa.

image_content_7752858_20170117191253En la página de Estrella www.estrella.com.do, donde la semana pasada se leía el nombre de monseñor Agripino Núñez Collado, como parte del Consejo de Administración, ya no aparecen los nombres del Consejo de Administración, sino el de su equipo directivo. Pero en una búsqueda en Google aparece todavía el link donde se lee el cargo de vocal de Cabello. Diario Libre llamó, además, al grupo empresarial, donde le confirmaron que Cabello es miembro del Consejo Administrativo y, dado que no se encontraba en ese momento, facilitaron un correo institucional para establecer contacto con el asesor de acento chileno.

Cabello estuvo anteriormente en AES, 2004- 2011, y como director comercial de Itabo, 1999- 2004, conforme a su perfil de la red profesional.

En 2014, en la entrevista que concedió Bichara, se promovió la necesidad del proyecto de las plantas a carbón, y así lo hizo el funcionario en muchas otras actividades en las que participó en compañía de su asesor Cabello.

Pero antes, en el 2011, cuando Cabello era asesor de Celso Marranzini como vicepresidente ejecutivo de la CDEEE, ya estaba al frente del proceso de licitación, y destacaba que las plantas abaratarían el costo de la energía en el país, según varias publicaciones de medios de prensa para ese entonces.

Rodolfo Cabello fue también uno de los oradores invitados en 2014 por el Consejo Económico y Social, bajo la presidencia de monseñor Núñez Collado, para analizar “Las Principales Problemáticas del Sector Eléctrico”, como parte de la socialización que se encaminó para la firma del Pacto Nacional para la Reforma del sector.

La semana pasada, el Poder Ejecutivo creó una comisión para investigar el proceso de licitación de las plantas a carbón, cuestionado, sobre todo, luego de las informaciones de que los ejecutivos de Odebrecht repartieron sobornos por US$92 millones para conseguir sus contratos de obras en el país.

Lo que dice la Ley 340-06
En su artículo 14, apartado 7, la Ley 340-06 sobre Compras y Contrataciones Públicas, indica que no podrán ser oferentes ni contratar con el Estado “las personas físicas o jurídicas que hayan intervenido como asesoras en cualquier etapa del procedimiento de contratación o hayan participado en la elaboración de las especificaciones técnicas o los diseños respectivos, salvo en el caso de los contratos de supervisión”.

Sobre El Autor

- Estudiante de término de Comunicación Social

sonomaster publicidad abajo

Interactúa con tu comentario

Elpoder.com.do No acepta comentarios inmorales, difamatorios, degradantes, ofensivos e injuriosos por respeto a nuestros colaboradores
y lectores. Respetamos la diversidad de raza, simpatía política, religiosa, orientación sexual u otra índole que atente la moral de las personas.
Trabajamos con objetividad y criterio de responsabilidad, respetando la libertad de expresión de nuestros lectores, apegados al libre acceso
a la información pública.