Publicado el: vie, Mar 2nd, 2018

Panorama Educativo – Un discurso populista, mesiánico y continuista

Por Luciano Filpo

El presidente Danilo Medina se prolongó por más de 2 horas, tiempo suficiente para dormir, soñar, tener alucinaciones, pesadillas y hasta regresar a la realidad. Fue un discurso donde se rindieron cuentas y cuentos. Fueron dos horas donde nos encontrábamos en el paraíso, El Edén, un lugar paradisíaco, nada que ver con la realidad dominicana donde los ciudadanos se sienten inseguros e intranquilos, acorralados y abatidos por una realidad que cada vez es más agreste, adversa y retadora. El paraíso dibujado por el presidente es un remanso de Paz donde sólo Hay ángeles aunque no los mencionó allí ni siquiera existe el Limbo creado por Dante en su magistral “Divina Comedia”. En el Limbo están personas que aún no se sabe si llegan a la gloria o van al purgatorio. Los haitianos seguirán llegando para acá, este país tiene una posición económica demasiado atractiva, la causa fundamental de migrar es económica por esa razón los habitantes del occidente de La Isla cruzan el Masacre, la frontera o lo que sea, claro está que su vocación migratoria se ve reforzada por la mafia y el contubernio de las autoridades migratorias y militares de la República Dominicana Los cuáles son subalternos de Danilo Medina. El presidente obvió hablar de la corrupción que corroe su gobierno, la impunidad que garantiza tranquilidad para los corruptos. No se refirió a la caricatura de Justicia, la cual garantiza venta de sentencias o sentencias amañadas para liberar a corruptos, criminales y narcotraficantes confesos. Fue un discurso de eminente contenido populista, todo se centra en él, es quién articula las soluciones, es el libertador quien socorre las amarguras y desolaciones de un pueblo que merecía mejor suerte y él ha venido a proporcionarla. El populismo ha sido una práctica política en Latinoamérica y el Caribe donde sus mentores se colocan como los salvadores, los seres indispensables para arremeter contra los problemas que azotan a la población trabajadora. Sólo faltó que diera un zarpazo contra la oligarquía y apelara al sentimiento nacional. Son las dos banderas principales del populismo: un encendido discurso antioligárquico y anti imperialista, echándole la culpa de la mala distribución de la riqueza; es una asonada nacionalista la cual apela al sentimiento nacional para generar odio, resentimiento y otras, acciones que justifican la puesta en marcha de políticas clientelistas, corruptas y parasitarias. El informe acerca de las ejecutorias del 2017 puso de manifiesto todas las obras que el gobierno en primera persona ha resuelto, No importa que hayan sido mencionadas el año pasado, hay que presentar una lista larga, falaz y confusa, pero no se hizo énfasis en las comisiones y ración de boas que se quedan en el camino o el coima en sobornos y pago de peajes. Existe gran preocupación acerca de dónde están viviendo Los dominicanos, el país descrito por Danilo es otro, allí no se va la luz, el agua, los hospitales funcionan a toda capacidad, se cumple el juramento hipocrático, la ley del seguro familiar de salud funciona de forma muy equitativa. En la República Dominicana real, la marginalidad y la pobreza campean en los barrios arrabalizados el agua potable es un privilegio, las ARS tienen una estafa organizada en torno a la salud de los ciudadanos. Por otro lado en el campo se ha dejado de ser autosuficiente, pero el cuadro mostrado visualiza una realidad muy favorable al hombre y la mujer campesina. Pero es bueno preguntarse porque no somos autosuficientes en la producción de habichuela, ajo y cebolla? Porque el gobierno favorece las importaciones cíclicas que terminan arruinando a los productores locales. Una economía que crece de manera continua debe reflejarlo en la movilidad social de la población, aquí hay un estancamiento de la clase media, la cual se ha puesto chiquitita, cada vez es menos beligerante y se halla inmersa en una lucha por la sobrevivencia. Se destaca la panacea de la construcción de aulas sobrevaluadas, claro está, pero la educación no muestra signos de mejoría. El país sigue reprobando en materia de lectoescritura, razonamiento lógico matemático así como conocimiento científico y comportamiento ciudadano. El presidente vive en una dimensión y el pueblo se ubica en otra esfera social.

A Danilo Medina se le produjo una amnesia consciente, no quiso recordar los problemas del medio ambiente, de la deuda externa, del pillaje de ODEBRECHT, de la bola de nieve que ha constituido punta Catalina, el precio se ha duplicado pero el presidente sólo habla de la supuesta bondad de que se terminarán los apagones y se abaratará el costo del servicio, que así sea, pero la incertidumbre nos asalta. En última instancia el discurso del presidente fue una sarta de falacia Y sofismas que permiten afirmar que el mismo procura seguir subido en el palo. El presidente se presentó como un ser providencial capaz de hacer milagros en favor de su población que la acoge, lo aplaude, lo urge y lo unge. Es una figura imprescindible para la definición del destino nacional. El paraíso terrenal presentado por el presidente está lleno de infierno, purgatorio y otros demonios que medran en El Edén político existente en RD.

El autor es Dr. en Educación.

Sobre El Autor

- Lic. en Comunicación Social

sonomaster publicidad abajo

Interactúa con tu comentario

Elpoder.com.do No acepta comentarios inmorales, difamatorios, degradantes, ofensivos e injuriosos por respeto a nuestros colaboradores
y lectores. Respetamos la diversidad de raza, simpatía política, religiosa, orientación sexual u otra índole que atente la moral de las personas.
Trabajamos con objetividad y criterio de responsabilidad, respetando la libertad de expresión de nuestros lectores, apegados al libre acceso
a la información pública.